Sábado 22 de Junio de 2024 | 18:22 PM | Asunción - Paraguay Inicio

Corte Suprema de Justicia

  • Banners Principales

17 DE OCTUBRE DE 2022

EN EL PROGRAMA “LEGALMENTE HABLANDO”

Ministra Llanes fue entrevistada como mujer empoderada en el mundo jurídico

La ministra de la Corte Suprema de Justicia e integrante de la Sala Penal, doctora María Carolina Llanes Ocampos, participó este domingo del programa televisivo “Legalmente Hablando”, emitido por el canal NPY. La ministra fue invitada para hablar sobre lo que implica ser una mujer empoderada en el mundo jurídico, siendo actualmente la única mujer integrante del máximo tribunal de la República, y además de todos los desafíos y satisfacciones superados en los diferentes cargos en los que se desempeñó antes de ser ministra de Corte Suprema a lo largo de su trayectoria profesional.

La ministra inició la entrevista señalando que es hija de abogados, contó que su padre hizo toda la carrera de justicia hasta llegar a ser camarista en Pedro Juan Caballero y que falleció en el cargo, mientras que su madre, funcionaria jubilada del Poder Judicial, cumplió un solo rol, el de asistente de ministros de la Corte Suprema.

Mencionó que se adentró en el mundo jurídico desde que era estudiante de la carrera de Derecho, cumpliendo funciones en Juzgados de Primera Instancia y que le sirvieron de mucho aprendizaje y experiencia, añadió que culminó la carrera en el año 1988. 

Posteriormente la ministra trabajó en el Ministerio Público, como asistente fiscal en el área penal, resaltando que tuvo el privilegio de formar parte de los equipos de estudio y redacción del Código Procesal Penal y la Ley Orgánica del Ministerio Público, que actualmente están vigentes, “vi esa transformación transcendental del sistema de justicia y fundamentalmente del Ministerio Público”, alegó.

La doctora Llanes prosiguió relatando que concursó e ingresó cómo jueza Penal de Garantías, cumpliendo funciones en el Juzgado de Lambaré, al mismo tiempo formó parte de los espacios de formación de los operadores de justicia. 

Tras su experiencia en la magistratura, decidió renunciar al cargo y salir del Poder Judicial, para dedicarse a litigar en el ámbito privado durante 11 años dentro del sistema penal. En ese lapso, en el 2005 realizó su tesis doctoral, además escribió algunos libros relacionados a los trabajos realizados con colegas suyos en el mundo jurídico.

Asimismo incursionó en el sector docente, en la Escuela Judicial, en el área de formación del sistema penal, además se desempeñó como asesora del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados y del Ministerio de Hacienda, también ocupó el cargo de directora jurídica del Instituto de Previsión Social (IPS), institución en el que cumplió funciones durante 6 años.

Fue ministra de la Secretaría Nacional de Administración de Bienes Incautados y Comisados (Senabico), entidad que tiene un protagonismo dentro del Sistema de Justicia Penal Especializada, que no solamente se aboca a perseguir a los responsables de la comisión de hechos punibles de lavado de dinero, crimen organizado, narcotráfico y corrupción pública, sino que igualmente se ocupa de intervenir sobre bienes generados de hechos ilícitos, desde el inicio mismo del proceso penal, resaltó.

Dijo que el concurso que le permitió ocupar su cargo actual, el de ministra de la Corte Suprema de Justicia, fue el sexto al que se postuló, el cual deja un mensaje de perseverancia. Recordó que el 11 de julio de 2019 con 36 votos fue electa como ministra y luego el 18 del mismo mes se producen el juramento y la asunción al cargo, momento muy emotivo, ya que “te vienen a buscar una comitiva de ministros, acompañada del presidente de la Corte Suprema, que participa del acto solemne ante el Congreso, luego hacen una sesión de honor, en donde te entregan un pabellón y las cartas credenciales”, indicó.

Comentó que una vez que ocupó su despacho en la Sala Penal, la cual contaba con un interinazgo, había 1.180 pendencias tanto penales como administrativas y que primeramente se abocó a organizar el despacho, resolver las pendencias y atender las nuevas causas ingresadas. Destacó que tuvo el apoyo total de sus colegas integrantes de la Sala, ministros Luis María Benítez Riera y Manuel Ramírez Candia.

Expresó que trabajaron en un mecanismo para poder cumplir con todas las resoluciones, creando planes de depuración de causas.

Mencionó que reactivó la Oficina Técnica de Apoyo al Fuero Penal, a fin de proveer apoyo técnico a los integrantes de la Sala Penal, cuyo objetivo es elaborar proyectos que permitan combatir la mora judicial, transparentar los procesos y agilizar la tramitación de los mismos y, de esta manera, alcanzar la productividad deseada. 

Al ser consultada sobre lo que falta por mejorar en la Sala Penal y Administrativa, respondió que es necesario fortalecer las estructuras, no solamente en las normas que establecen las potestades y obligaciones, sino fortalecer a los jueces y tribunales que las integran a través de capacitaciones para que puedan administrar causas complejas y de esa forma realizar una labor correcta en el momento de admitir una acusación o dictar una sentencia. 

“Mirar a nuestro interior, nuestra condición; asumir que somos fuertes por naturaleza desde el momento en que podemos gestar y crear vida, criar y educar personas que después pueden ser útiles para la sociedad, entonces tenemos que ser capaces de construir juntas el camino hacia la conclusión de las metas y sobre todo de manera complementaria con el varón, sin confrontar, ser conscientes de esa capacidad y asumir la responsabilidad de construir un espacio dentro de la democracia”, fue el mensaje que la ministra expresó a sus colegas abogadas.

Noticias Relacionadas